Aprender a progresar en la vida. Haz realidad la mejor versión de ti mism@

Como profesional de la psicología, en este ámbito, mi propósito y mi objetivo es inspirar a las personas para que den la mejor versión de si mism@s.

Ultimamente en nuestro Centro de Psicología estamos tratando varios casos de superación personal muy relacionados con la idea de progreso. Ya no sólo os hablo de progreso a nivel laboral, sino de progreso vital, general, un proceso que atañe a varias facetas de nuestra vida, y que en muchas ocasiones, cuando una persona se propone progresar, lo hace de manera global porque algo ha cambiado en su manera de pensar y de entender el mundo.

Ultimamente, observo en el marco empresarial cómo se están creando movimientos que instan a fortalecer los valores empresariales, transformar empresas, siempre desde un punto de vista ético, y de puesta en valor de ideales, en fin, de aprender, emprender y mejorar.

Me gusta la idea de poder trasladar esto al plano personal, psicológico y social, porque a partir del cambio en las personas, es cuando podemos dar el cambio también en el resto de aspectos de nuestra vida.

Por ello, hoy quiero hablaros de la importancia que tiene el sentirse bien consigo mism@, y cómo se mejora.

Transformar ideas, transformar personas

Nadie dijo que fuera fácil, pero poco a poco, con pequeños objetivos, siendo conscientes de todas las acciones que hacemos en nuestro día a día y con un poco de motivación, vamos a poder mejorar, sentirnos mucho mejor con nosotros mism@s, poner en valor nuestras virtudes y finalmente querer más y que nos quieran más.

Ojalá pueda encender tu bombillita, e inspirar una transformación que te ayude a progresar en tu vida.

Voy a darte algunas pautas que te ayudarán en este propósito:

1. Tomar consciencia de nuestras inseguridades. Hace dos años escribí un artículo relacionado con la idea de progresar tanto en la vida como en el deporte, y una de las primeras cuestiones que planteaba era el hecho de tomar consciencia de nuestras inseguridades para poder superarlas:
“El primer paso que debemos realizar es  tomar consciencia de nuestras inseguridades.
Así pues, en un primer paso, debemos ser conscientes de ciertos factores inconscientes para poder dominarlos, del mismo modo, que nos sobrevienen pensamientos que nos generan baja autoestima y tenemos que controlar para poder hacer frente a estas situaciones. Por ejemplo,  ante un reto deportivo, o salir al escenario o dar una conferencia, se plantea la importancia de crear una atmósfera de concentración, haciendo ejercicios de respiración, repitiendo palabras que nos ayuden a relajarnos, o creando una burbuja protectora que nos aísle del exterior a través de la idea de Kinesfera, del método Laban. Todas estas cuestiones nos ayudarán a progresar.”

2. Coge y lleva las riendas de tu vida. Si quieres cambiar de trabajo, promocionarte, si quieres cambiar en tu relación de pareja, si quieres emprender nuevos retos, si te apasiona algo, un deporte, el arte, la música y no te atreves a practicarlo, respira, reflexiona, y comienza desde abajo, pero comienza. Lo importante es dar el paso, y saber si es eso lo que quieres. No te achantes y reflexiona, escribe, piensa en cómo hacerlo, qué consecuencias puede tener y sopesa los pros y los contras, para poder tomar la decisión de la manera más consciente posible. Un paseo por la naturaleza, por la playa, te van a ayudar a meditar y tomar perspectiva sobre tu vida.

3. Habla con tu familia o amigos sobre lo que quieres hacer. Te escucharán, te darán nuevas ideas, e incluso tendrás que estar preparado para asumir las críticas, que siendo constructivas te ayudarán a encauzar tus propósitos. Escucha atentamente lo que tengan que decir tus seres queridos, porque ellos te conocen y pueden darte claves y soluciones a tus dudas. Sin embargo, también tendrás que anteponer tus objetivos a tus miedos, y a los suyos, y que éstos no mermen tu motivación.

4. Estudia casos similares. Ya sea a tu alrededor, en tu entorno, o en personas conocidas, o a través de los medios, accede a información que te pueda inspirar, y alentar a dar el paso. Si tienes oportunidad, contacta con personas que ya lo han dado y que te pueden ayudar mentalmente a fortalecer tu confianza, y a ser consciente de que lo que tienes en mente es posible.

5. La evolución será tu motivación. Sé consciente de al principio será lo más duro y donde tendrás que resistir más, pero que a medida que vayas progresando, el bienestar te darán más ánimos para seguir, y ya no sólo tendrás que dejar de remar en contradirección, sino que te engancharás a tu nueva vida.

Te animo a progresa en tu vida, puedes contar con mi apoyo y seguimiento para que te resulte más fácil. ¡Adelante!

Sara Navarrete
Psicóloga

Fuentes consultadas:

http://www.snpsicologovalencia.es/psicologia-del-deporte/38-tanto-en-la-vida-como-en-el-deporte-quieres-progresar.html 

https://es.linkedin.com/pulse/aprender-para-crecer-avanzar-y-progresar-en-la-vida-gonzález-esparza