Cómo vencer la monotonía en la pareja

La sombra de la monotonía es algo que siempre preocupa a las parejas que ya llevan unos años y que tienen unas rutinas y un día a día marcado por lo establecido. Como psicóloga, os digo que es algo completamente normal que preocupe y que incluso se instale en la vida de una pareja. Es normal porque a medida que vamos madurando y formando una familia, las obligaciones laborales y familiares nos abocan a dar más prioridad al resto de cosas y nos acomodamos pensando que la pareja siempre va a estar fuerte, unida y estable sin dedicarle tiempo y esfuerzo. Y claro, es no es cierto. Tenemos que dedicarle tiempo y esfuerzo, no sólo por la idea de pareja, si no porque al final, de lo que se trata es de prestarse atención a uno mismo y a la otra persona, con la que compartes tu vida, y mostrarle que la quieres.

A medida que nos vamos conociendo, también conocemos los silencios, y creemos conocer los pensamientos del otro, su carácter, en definitiva, vemos a la persona predecible porque en nuestra mente creamos un patrón de comportamiento de ella. Sin embargo, tenemos que entender que somos personas que maduran, cambian, evolucionan, al igual que nuestro entorno y sociedad, por lo que a veces, aunque pensemos que estamos viviendo en el día de la marmota, no es así, es todo lo contrario, estamos en constante evolución. Hay personas a las que por su carácter, su inmovilismo, su actitud ante la vida, les dan miedo los cambios y se aferran a su rutina, obviando las pequeñas diferencias diarias, quedando anclados en su pasado. Sólo tenemos que salir al exterior, movernos, hacer actividades, buscar retos, etc., para que nosotros mismos no nos convirtamos en algo estanco y por tanto lo extrapolemos también a nuestra vida de pareja.

Una cuestión importante y que yo remarco mucho a mis pacientes es el hecho de que cuando se detecta que es necesario el cambio, se hable en pareja, se expongan las visiones de uno y otro, y se plantee una nueva forma de afrontar la relación, pero siempre desde los dos miembros de la pareja. A veces, viene a hacer terapia sólo un miembro de la pareja porque la otra persona no quiere, y en estos casos, los resultados de éxito son más limitados porque el problema ha de abordarse desde la individualidad de cada miembro y en conjunto. Por ello, yo siempre hago mucho hincapié en que son las dos personas las que tienen que reflexionar y decidir las cosas que se van a hacer para mejorar la relación.

Pueden ocurrir dos cosas, o que una de las personas de la pareja sea poco dinámica y que la otra persona sea la que tira constantemente de ella, haciendo que esto desgaste la relación, o que sean las dos personas que se han dejado engullir por la monotonía y no tengan el entusiasmo suficiente para esforzarse por dinamizar sus vidas y su relación. En cualquier caso, como os comento, el problema lo tienen que abordar las dos personas para asegurarnos un evolución satisfactoria.

 

Cuales son los pasos para salir de la monotonía de pareja?

 

1. Tiene que haber una voluntad clara por parte de los dos de cambiar las rutinas y la forma de ver las cosas.

2. Creer en uno mismo y en la otra persona en el sentido de que ambos sois capaces de dar mucho más de vosotros mismos y de mostrar y demostrar cosas que hasta ahora no habéis sido capaces. Mirar hacia delante en definitiva y no hacia atrás.

3. La terapia psicológica en pareja puede ayudar mucho a dar ese cambio de actitud si se ve que no se evoluciona.

4. Intentar arriesgarse a hacer cosas distintas en deporte, en cultura, en ocio, etc. Hacer cosas nuevas como ir a exposiciones, conciertos, teatro, etc. La cultura nos da vida, nos ayuda a tener puntos de vista diferentes, nos revela verdades, y nos hace más felices.

5. Incorporar las sorpresas a nuestra vida. Muchas veces las personas nos expresamos mejor a través de una sorpresa que con palabras u otras acciones. Las sorpresas son la chispa de la vida. No las dejemos sólo para las fiestas de cumpleaños de nuestros hijos, sino que hay que usarlas también para los mayores y con más frecuencia. A veces el materialismo nos vela las cosas importantes de la vida. Hacer una sorpresa es de las cosas más baratas, lo que cuesta es el esfuerzo en pensarla y organizarla. Tú tiempo vale mucho más para la persona a la que quieres que cualquier cosa material.

6. Haced escapadas sólos, en pareja. Los viajes son emocionantes, nos hacen descubrir cosas nuevas y además si lo hacemos en pareja refuerzan nuestra relación.

7. Piensa en ti, haz cosas nuevas por tu cuenta, dedícate tiempo a ti. Ten retos, motivaciones individuales que te hagan crecer como persona y de las cuales puedas hablar con tu pareja. Hacer cosas por separado es muy enriquecedor para la pareja.

8. Mejorad vuestra sexualidad. Quizás tenéis una conversación pendiente, se pueden comentar las cosas que a uno y otro les gustan más, fantasías, deseos, y ponerlos en práctica.

9. Al igual que lo es hacer cosas en común siempre y cuando sean cosas que os gusten a los dos. No hay que hacer cosas con tu pareja sólo por acompañarle, eso no va a ningún sitio. Hay que aprovechar el tiempo con cosas que os motiven a los dos y que disfrutéis no sólo de hacerlas sino también de poder disfrutarlas juntos.

10. La comunicación es una de las cuestiones más importantes en una pareja, y en el caso de parejas que están cayendo en la monotonía, es fundamental. Pero para que la comunicación se active, es imprescindible que de lo que tengamos que hablar se active, o sea, nuestra vida. Nuevas ilusiones, aficiones, amistades, actividades, sorpresas, viajes románticos, sorpresas, etc., todo depende de nosotros mismos, nosotros mismos hemos de ser el motor de nuestras vidas, nadie va a venir a enchufarnos el botón de ON.

¡Ya me contaréis!

Un saludo,

Sara Navarrete

Psicóloga

 

Algunas fuentes consultadas:

http://revista.consumer.es/web/es/20040901/interiormente/69163.php 

https://www.enfemenino.com/relaciones/ideas-para-combatir-la-rutina-de-pareja-s1986624.html